El Laboratorio Lechero de Cantabria ha introducido el analisis mensual de urea en leche cruda con carácter gratuito.

El Laboratorio Interprofesional Lechero de Cantabria (LILC) celebró ayer su asamblea general ordinaria y eligió a su nueva junta directiva que presidirá Francisco Gutiérrez Pérez (SDGM-UPA). La Junta está integrada a partes iguales por representantes de los productores -representados por las asociaciones agrarias (OPAS)- y de la industria láctea de la región, aunque la Presidencia rota de manera consensuada exclusivamente entre los representantes de las asociaciones agrarias.

Además de Gutiérrez, la nueva Junta está formada por Javier Gómez Iruretagoyena (Nesltlé) como vicepresidente, Enrique Gutiérrez Pérez (Pascual) como secretario, Raúl Guillarón (ASAJA) como tesorero y, en calidad de vocales, Sara Alonso Noriega (UGAM- COAG), Mariano López Díaz (AIGAS), Álvaro Ortiz del Piñal (El Buen Pastor) y Fernando López (Forlactaria).

El acto contó con la presencia de la consejera de Ganadería, Pesca y Desarrollo Rural del Gobierno de Cantabria, Blanca Martínez y del director general de Ganadería, Santos de Argüello. Durante su intervención, la consejera felicitó al LILC por la labor que realiza y que le sitúa como referente a nivel nacional. “El laboratorio realiza una importante labor en el control de calidad de la leche”, afirmó. Asimismo, Martínez agradeció la colaboración que el Laboratorio presta a la Consejería en diferentes programas.

Finalizado el acto, la consejera departió de manera informal con los miembros de la asamblea, representantes del sector productor y de la industria transformadora, sobre los diferentes problemas que afectan al sector.

En la asamblea se analizaron los resultados del ejercicio anterior. Durante 2001, el LILC realizó un total de 7.447.301 pruebas analíticas de diversos tipos de matrices, como leche cruda de vaca, oveja y cabra, productos lácteos (leche UHT, leche en polvo, queso, leche concentrada, yogurt, etc.) y productos de pasta de dientes, colutorios y cosméticos. Ello supuso una ligera bajada del 1% respecto al año anterior. Asimismo, se llevaron a cabo analíticas en sangre animal para las Agrupaciones de Defensa Sanitaria subvencionadas por la Consejería de Ganadería, Pesca y Desarrollo Rural del Gobierno de Cantabria.

El número de muestras de leche cruda fue de 1.077.803, prácticamente igual que el año 2010, mientras que los análisis de productos varios aumentaron de forma significativa en la leche UHT, disminuyeron en lecha pasteurizada y se mantuvieron en el resto.

En el año 2011 se introdujo la analítica de urea en leche cruda, una vez al mes por ganadero, de forma gratuita para las explotaciones de Cantabria. Asimismo y a petición de las asociaciones agrarias, representadas en la Junta Directiva, se puso en marcha un moderno laboratorio de análisis de piensos y forrajes.

Respecto a la situación del sector, en Cantabria, el número de explotaciones es de 1.620 a diciembre de 2011 y la leche vendida a primeros compradores fue de 421,50 millones de kilos.

En cuanto a la calidad de la leche producida en 2011, en su aspecto físico-químico la grasa fue del 3,62%, la proteína del 3,15% y el extracto seco magro (E.S.M.) del 8,52%, valores muy semejantes a los de los años anteriores. Respecto a la calidad higiénico-sanitaria, la inmensa mayoría de las explotaciones se mantuvieron en “Calidad A” y prácticamente un 80% de las explotaciones de Cantabria en “Calidad Super A”.

Sobre la presencia de inhibidores en la leche, cabe decir que ésta fue prácticamente nula en 2011. Además, en el caso de que se hubiera detectado algún positivo en las analíticas, el protocolo de control de inhibidores “in situ” establecido por el LILC hace imposible que esta leche llegue ni siquiera al centro receptor.

Cabe destacar también que, en 2011, en Cantabria se recogieron más de 14,6 muestras al mes de media por ganadero para el control de calidad de la leche, lo que hace que en la práctica el 100% de la misma esté controlada.

Como hito del año 2011, el LILC consiguió la Certificación de Explotaciones por ENAC, convirtiéndose en la primera y única entidad en toda España acreditada según los criterios recogidos en la muy exigente Norma EN 45011 para la Certificación de Explotaciones Ganaderas de vacuno, ovino y caprino de leche, según la Guía de Prácticas Correctas de Higiene. El LILC ya fue en su día el primer laboratorio interprofesional lechero del Estado español certificado según la Norma ISO 9001 para las analíticas de pago por calidad (1996), acreditándose posteriormente según la ISO 17025 (1998).

Desde el punto de vista económico, el ejercicio 2011 se cerró de forma equilibrada, con un ligero beneficio de la actividad. De cara al presente año 2012 y ante la rescisión del contrato para los análisis de sangre animal y la difícil coyuntura actual de los clientes, la Junta Directiva del LILC ha aprobado un ajuste de todas las partidas de gasto, sin tocar las inversiones tecnológicas que por necesidad se deban hacer, con el objetivo de mantener las cuotas de la interprofesional vigentes desde su inicio en el año 1991 (los ganadero siguen pagando exactamente lo mismo por cada analítica) y seguir consiguiendo un balance económico equilibrado como hasta la fecha.

Fuente: Agrodigital

Escrito por

No existen comentarios todavía.

Deja tu comentario