FOODSME-HOP, innovación para producir alimentos saludables.

En el marco de la política europea para mejorar la salud y nutrición de la población, en enero de 2011 un consorcio de centros de investigación y pymes de España, Portugal y Francia puso en marcha el proyecto europeo FOODSME-HOP. Su objetivo es el de buscar soluciones viables para la reducción o sustitución de sal, azúcares, grasas y aditivos en productos alimenticios.

Las principales líneas de acción del proyecto FOODSME-HOP se centran en el apoyo al despegue de la innovación empresarial desde el punto de vista técnico y de la gestión. En este sentido, los centros de investigación involucrados en el proyecto están llevando a cabo cuatro demostraciones de nuevos procesos alimentarios gracias a la colaboración de las empresas participantes.

En el caso de la sal, el Institut de Recerca en Tecnologia Alimentàries (IRTA), adscrito al Departament d’Agricultura de la Generalitat de Catalunya, pretende conseguir jamones curados con un contenido de sal reducido mediante el uso de tecnologías no-destructivas. Por otro lado, Ainia Centro Tecnológico valenciano, plantea elaborar aceitunas de mesa con menos sal, conservando su calidad y sus propiedades sensoriales.

En la línea de reducción de grasa, el ITERG (Centro francés especializado en aceites y materias grasas vegetales y animales), pretende elaborar nuevos quesos mediante aceites vegetales enriqueciéndolos con Omega-3, mejorando su aspecto nutricional. Finalmente, el Instituto Politécnico de Viana do Castelo (IPVC/ESTG) de Portugal, pretende reducir el uso de aditivos en los productos cárnicos de origen porcino, aprovechando las propiedades bioprotectoras de los cultivos lácteos. La introducción controlada de microorganismos nativos en estos productos crea condiciones adversas para el desarrollo de patógenos y, por tanto, permite reducir los aditivos químicos y conservar las características de los productos tradicionales.

No obstante, FOODSME-HOP también pretende promover la transferencia tecnológica de las PYMES. Por esa razón, el conjunto de socios europeos está desarrollando interesantes herramientas y guías para la evaluación de la actividad innovadora de las empresas. A razón de ello, el próximo día 9 de mayo tendrá lugar en Pessac (Francia) el primero de una serie de seminarios técnicos para difundir los resultados del proyecto en todas las regiones SUDOE.

Además, a fin de dar soporte a las PYMES en términos de vigilancia tecnológica sobre los temas que son objetivo del proyecto, el consorcio ha desarrollado el sistema EYETEC, una plataforma web que facilita el acceso a la actualidad internacional sobre productos saludables, patentes y nuevos perfiles de transferencia tecnológica del sector alimentario.

Fuente: Agrodigital

Escrito por

No existen comentarios todavía.

Deja tu comentario