El Senado aprueba el proyecto de Ley de seguridad alimentaria

El Pleno del Senado ha dado su aprobación por unanimidad al proyecto de Ley de seguridad alimentaria y de nutrición, al que ha incorporado varias enmiendas que no modifican de forma sustancial la norma, por lo que será remitido al Congreso de los Diputados para su aprobación definitiva, según informa Efe.

Todos los grupos han valorado la iniciativa durante el debate parlamentario, en el que ha intervenido la ministra de Sanidad, Política Social e Igualdad, Leire Pajín, y en el que el PP a pesar de que ha defendido la norma, ha calificado algunos de los artículos de “demasiado intervencionistas”. Pajín ha defendido la Ley, ya que según ha indicado, tiene una importancia especial en estos momentos en los que se habla de seguridad alimentaria en España y en Europa. Ha subrayado que el texto aprobado por el Senado atiende a las perspectivas clásicas de la seguridad alimentaria, “desde un nuevo enfoque anticipatorio que se fundamenta jurídicamente en el principio de precaución”.

La normativa, ha señalado Pajín, tiene en su eje fundamental las competencias de desarrollo normativo y ejecución de las materias relacionadas con la seguridad alimentaria de las comunidades autónomas. En este sentido, la ministra ha subrayado que en los últimos días se ha visto “la debilidad y fragilidad de un gran país como Alemania” por no disponer de una coordinación “sólida y eficaz de los diferentes niveles de la administración”.

El proyecto de Ley aprobado limita los productos con un alto contenido en ácidos grasos saturados, grasas trans, y sal en los centros escolares y exige menús infantiles que respondan a un correcto equilibro nutricional y vela también por impulsar la actividad física.

La nueva Ley establece un marco básico común aplicable al conjunto de las actividades que integran la seguridad alimentaria y la consecución de hábitos nutricionales y de vida saludables. También combate todas aquellas conductas que puedan resultar discriminatorias para las personas que padezcan sobrepeso u obesidad y declara los centros escolares como “espacios libres de publicidad”. De esta manera, las promociones en las escuelas infantiles solo tendrán lugar cuando las autoridades educativas, en coordinación con las sanitarias, entiendan que la actividad resulta beneficiosa a los intereses de los menores.

Las enmiendas aprobadas no modifican en lo sustancial el texto que fue remitido a la cámara alta por parte del Congreso y que pasa de nuevo al Congreso donde será aprobado de manera definitiva.

Fuente: EUROCARNE

Escrito por

No existen comentarios todavía.

Deja tu comentario